viernes, 11 de agosto de 2017

Folletín de verano: Asesinato en Kingsfont St (8)





–Ah… ¿Cuándo fue la última vez que vieron a Lord Paramount? –, pregunté
–El sábado por la mañana–, contestó esta vez Mr. Y, el chairman. –Tuvimos reunión del Plenary, comenzó a las 11.30 y finalizó a las 11.45.
–Reunión cortita…
–Normal, solo se trataba de votar a mano alzada… Ahí nunca se discute, Lord Paramount informa si hay que votar sí o no, se vota, yo levanto acta y punto. No hace falta mucho tiempo, salvo que el presidente quiera informar sobre algo, pero eso no es muy frecuente…
–¿Trataron algún tema conflictivo?
–Esa no es información relevante para usted, Ms. Bond, si me permite–, interrumpió el sicario.
–Yo creo que sí–, le respondí tratando de poner mi expresión facial más dura.
–Se votaron unos temas un poco… eh… espinosos, you know what I mean…– retomó la palabra Mr. Y.
–No, yo no sé nada… Espinosos, ¿en qué sentido?
–Dejémoslo aquí–, interrumpió bruscamente Mr. Corpus al chairman, que le miró, luego me miró a mí, después volvió a mirar otra vez al cabezón y finalmente miró al suelo y calló.
Tendría que tratar de hablar con él intuyo que necesitaba soltar algo y quería saber qué era ese algo. Pero tendría que hacerlo a solas.
–¿Qué hizo Lord Paramount cuando finalizó la reunión?
–Se marchó, pero no sé dónde–, respondió esta vez Mr. deStone.
–¿Se marchó solo?
–No.
–¿No?
–No... iba con Lala Cash. Mrs. Cash es la segunda de a bordo del Council y estrecha colaboradora de Lord Paramount desde hace más de 30 años–, aclaró Mr. Y, bajo la mirada irritada del picapleitos.
–¿Puedo hablar con ella, si son tan amables?
–Eeeee, lo cierto es que no sabemos dónde está.





No hay comentarios:

Publicar un comentario